Revista Ecos de Asia

Information

This article was written on 28 Sep 2015, and is filled under Cine y TV.

Current post is tagged

, , , , ,

Haemoo (Sea Fog, 2014)

La producción surcoreana Haemoo, dirigida por Shim Sung-bo, se trata de una adaptación de la obra teatral del año 2007 del mismo nombre, la cual, a su vez,  se basa en una tragedia acaecida en 2001, en la que perecieron veinticinco inmigrantes ilegales chino-coreanos durante la travesía a Corea. La película está ambientada en un momento especialmente difícil para este país, que a finales de los años noventa se vio gravemente afectado por lacrisis financiera asiática. Este episodio histórico fue especialmente duro en Corea del Sur, ocasionado en parte por la rápida expansión de sus grandes conglomerados industriales o chaebol que,  con el fin de competir a nivel mundial, se endeudaron enormemente, ocasionando quiebras, despidos y caídas de la bolsa.

En esta difícil coyuntura, la película narra la historia de la tripulación de un pequeño pesquero, el Jeonjinho. Su capitán, Cheol-joo, interpretado por Kim Yoon-seok, es un veterano marino acuciado por las deudas. La pesca en Corea se ha ido volviendo una labor más difícil, tarea para la que su viejo navío no ofrece muchas garantías. Además, el restaurante que regenta junto con su mujer va de mal en peor. La tripulación pertenece a una humilde comunidad pesquera de la costa coreana:  el tripulante más joven, Dong-sik (Park Yoochun), vive junto a su abuela, quien,pese a su edad, debe seguir trabajando en el mercado para salir adelante; el mecánico Wan-ho (interpretado por Moon Sung-keun) se oculta en el barco para eludir a sus acreedores, y  el curtido contramaestre, Ho-young (Kim Sang-ho),  así como el resto de la tripulación, dependen del cada vez más difícil negocio pesquero para su sustento.

La tripulación del Jeonjinho proceden de una zona gravemente afectada por la crisis.

La tripulación del Jeonjinho proceden de una zona gravemente afectada por la crisis.

En un momento de desesperación, el capitán, que antaño había realizado algún trabajo de contrabando con productos provenientes de China, ahogado por su situación económica, decide probar suerte con el lucrativo negocio del tráfico de inmigrantes. Para ello, deberá acudir a unas coordenadas concretas al encuentro con un barco chino, recoger a los inmigrantes y trasladarlos hasta suelo coreano. La tripulación que en principio se muestra reticente, terminará por aceptar esta tarea tras recibir la parte del pago que les corresponde a cada uno. Así, seremos testigos decómo los marineros coreanos ayudarán a los inmigrantes en el complicado trasvase desde la cubierta del mercante hasta la superficie del pequeño pesquero, en el que la joven expatriada Hong-mae (Han Ye-ri) se precipitará a las frías aguas del mar Amarillo, debiendo ser rescatada por Dong-sik. A partir de ese momento, surgirá una atracción entre ambos, lo que llevará a Dong-sik a desvivirse en cuidados hacia ella, haciendo que pernocte en la sala de máquinas a resguardo de las intemperies de cubierta.

El capitán, a consecuencia de sus graves problemas financieros,  decidirá optar por el lucrativo negocio del transporte de inmigrantes.

El capitán, a consecuencia de sus graves problemas financieros, decidirá optar por el lucrativo negocio del transporte de inmigrantes.

Una parte de la tripulación se volcará en la atención y cuidados hacia los inmigrantes, ofreciéndoles comida, agua y las pocas comodidades de que disponen durante el trayecto hasta la península coreana, viaje que se verá repentinamente truncado por la intervención de los guardacostas surcoreanos. El pánico cundirá entre los marineros, haciendo que escondan a los ilegales en el compartimento destinado a las capturas del pesquero. Tras la marcha e infructuoso registro de los guardacostas, la tripulación se quedará estupefacta al encontrar los cuerpos sin vida de los inmigrantes, los cuales han fallecido debido a una fuga de gas de la maquinaria. Siguiendo las directrices del capitán, los marineros tomarán la desesperada medida de despedazar los cuerpos y arrojarlos al mar en medio de un denso banco de niebla con el fin de deshacerse de cualquier prueba que los incrimine en la tragedia. La única superviviente será la joven Hong-mae, que permanecía oculta en la bodega y que contemplará con horror lo acaecido. La macabra situación pasará factura a la tripulación, entre la que empiezan a surgir disensiones sobre lo sucedido y lo que deberían hacer a continuación.

El realizador Shim Sung-bo, acompañado en la producción y escritura del guión de Bong Joon-ho, conocido en Occidente por The Host (2006) y Snowpiercer (2013), debuta en la realización con este drama de profundas implicaciones morales y en el que se hace una feroz crítica al negocio del transporte de seres humanos, que le proporcionó unos comentarios más que favorables en su país de origen, así como una buena recaudación, pese a estrenarse a los pocos meses del naufragio del ferry Sewol.

La atención y cuidados que parte de la tripulación dispensará a los inmigrantes, contrasta con la dureza y crueldad del capitán.

La atención y cuidados que parte de la tripulación dispensará a los inmigrantes, contrasta con la dureza y crueldad del capitán.

La labor del director resulta más que correcta, presentándonos un ambiente de melancolía y tristeza en una  zona desfavorecida por la crisis y el pesimismo de la población. La película se desarrolla en su mayoría sobre la cubierta del Jeonjinho, que se convierte en un personaje más, y en el que apreciamos la soledad de los marineros y la dureza de su modo de vida, así como las penurias y desesperación de los inmigrantes, igualmente somos testigos en la escena en la que se desarrolla un intento de motín, cuando el capitán y parte de la tripulación no hacen sino considerarlos como meras mercancías o capturas, sin demostrar reparos al arrojar al cabecilla por la borda. A la realización se le podría exigir más en la caracterización de los inmigrantes, ya que se nos presentan como un grupo del que solamente llegamos a conocer,de manera superficial,las aspiraciones y trasfondo de tres de ellos.

Uno de los principales fuertes de la cinta lo genera la evolución de ciertos personajes, presentándonos a un buen capitán de barco, preocupado por el bien de sus subordinados y al que las deudas y la desesperación le llevan a convertirse en una persona egoísta, capaz de cometer atrocidades con tal de embolsarse el dinero y no salir perjudicado, o parte de la tripulación, que verán en el nuevo trabajo un lucrativo negocio aun a costa de las desgracias de otros. En la vertiente opuesta, encontramos al joven Dong-sik, al que su conciencia empujará a desmarcarse de sus compañeros y a salvar a Hong-mae, intentando huir del barco para evitar que la tripulación acabe con la joven, único testigo de lo sucedido. Otro de los personajes destacables es el mecánico, Wan-ho, único tripulante junto a Dong-sikal que vemos sentir una verdadera empatía por los inmigrantes y que se verá gravemente afectado por lo sucedido.

Los sucesos ocurridos en la película están basados en hechos reales, por desgracia,  de trágica actualidad. Nos acercan y muestran el drama de la inmigración ilegal y la trata indiscriminada de seres humanos en el mar Amarillo, quienes no ven otra salida que enfrentarse a un sinfín de hostilidades y al rechazo de las sociedades de destino. El largometraje nos acerca auno de los problemas más acuciantes de la sociedad actual, reflejándonos el gravísimo problema en un contexto oriental, como todos sabemos, perfectamente extrapolable a Occidente.

Para saber más:

  • Tráiler de la película aquí.
  • Ficha de la película en Filmaffinity aquí.
avatar David Lacasta (60 Posts)

Soy Licenciado en Historia del Arte y actualmente estoy cursando el máster en estudios avanzados, en la modalidad de Asia Oriental. Estoy trabajando en la cerámica Satsuma, y el fenómeno de su coleccionismo en occidente.También me interesa mucho todo lo relacionado con las armas y armaduras de los samurai, así como la historia militar de Japón.


Share

Deja un comentario