Revista Ecos de Asia

Information

This article was written on 18 May 2017, and is filled under Cine y TV, Crítica.

Current post is tagged

, , , , ,

Crítica: “Tormenta de arena” (2016), de Elite Zexer

Resignación, ésa es la palabra que mejor define la vida de las mujeres del pueblo beduino. Esta película nos cuenta la historia de dos mujeres, Layla, una adolescente que lucha por controlar su propio destino, y su madre, Jalila, quien debe enfrentarse a la pérdida de poder dentro de su familia por la llegada de una segunda esposa.

Jalila, resignada, espera la llegada de la futura segunda esposa de su marido.

En el sur de Israel, en la comunidad beduina, no se permite la presencia de hombres en la celebración de la llegada de la segunda esposa, por lo que son las mujeres del pueblo, incluida la primera esposa, las que deben encargarse de ella. Curiosamente, las mujeres mayores llevan durante la fiesta unos cómicos bigotes postizos. La interpretación de la actriz, Ruba Blal, como Jalila es brillante. El espectador puede sentir como echa chispas por los ojos ante una situación que a ella solo va a causarle problemas. En mitad de la fiesta, descubre de casualidad que su hija mayor está enamorada de un joven palestino con el que estudia en la ciudad.

Al fondo, la novia con un pomposo atuendo, mientras las mujeres del pueblo cantan y bailan llevando unos masculinos bigotes postizos.

Layla se cree invencible. Su padre le ha dado más libertad de la que otras mujeres beduinas jamás habrían soñado. Le ha enseñado a conducir, le ha comprado un teléfono móvil y le ha permitido estudiar. Todo ello hace que Layla confíe en que su padre le va a dar permiso para casarse con el chico al que quiere, a pesar de que éste no pertenezca a su tribu. Pero su madre le previene y le insta a abrir los ojos ante la realidad.

La directora israelí Elite Zexer debuta con esta ópera prima en la que habla sobre la pésima situación en la que viven muchísimas mujeres en todo el mundo, especialmente en aquellos lugares en los que los hombres tienen todo el poder. Lugares en los que está permitida la poligamia, y en los que el hombre puede decidir a su antojo el destino de toda la familia, empezando por el de sus hijas. Suliman, el patriarca de la familia, representa a todos aquellos que toman sus decisiones por el simple hecho de no parecer débiles, aunque con ello perjudiquen a los demás. Las mujeres tendrán que decidir si respetarse a sí mismas y ser fieles a sus deseos, o permanecer leales a la familia para no deshonrarla.

Layla y su enamorado se enfrentan juntos a su difícil situación.

La vibrante e intimista cámara en mano de la directora nos traslada a ese inhóspito territorio, desértico e infértil, donde los personajes debatirán entre ellos y consigo mismos. La iluminación natural muestra el contraste real entre la potente luz diurna y la absoluta oscuridad de la noche. El pueblo beduino, tradicionalmente nómada, se ha asentado; sin embargo, las facilidades de la vida moderna apenas han llegado a él. Incluso conseguir poner la lavadora y mantener la nevera con electricidad puede ser un absoluto drama.

Esta película, casi documental, es un retrato costumbrista que no pretende juzgar o tomar partido. Se limita a contar una realidad en la que intervienen factores económicos, sociales, culturales… Sin embargo, sí es cierto que la directora ha comentado que no le fue posible contratar mujeres beduinas como actrices precisamente por la situación de sumisión en la que viven. Así pues, a pesar de su supuesto distanciamiento, el guión de la propia directora es claro y conciso, no da muchos detalles, pero es muy agudo y da en el clavo en numerosas ocasiones. Al final no es más que una historia universal de mujeres oprimidas que desean libertad para decidir, libertad para opinar, libertad para vivir, a fin de cuentas.

Para saber más:

avatar Marina Royo (14 Posts)

Licenciada en Historia del Arte y Máster de Estudios Avanzados en Historia del Arte por la Universidad de Zaragoza. Se ha especializado en Cine, y particularmente en adaptaciones literarias británicas del siglo XIX. Ha participado en el curso-taller "Hablando de cine", y recientemente ha trabajado como editora de contenidos en la web Filmaffinity.


Share

Deja un comentario