Revista Ecos de Asia

“La isla de las mujeres del mar” de Lisa See: buceando en el estrecho de Corea

Aún quedan días de verano para una última zambullida literaria en los mares del sur de Corea, especialmente si lo hacemos de la mano de una de las escritoras más populares del panorama sinoamericano, Lisa See. En un artículo anterior ya exploramos la evolución de esta corriente literaria y analizamos una de sus más recientes novelas Muñecas Chinas (2015). Ahora nos ocupamos de su última obra, titulada La isla de las mujeres del mar, que fue publicada el año pasado y llegó a las librerías españolas en febrero de 2020 editada por Salamandra.

Portada del libro en su edición española. Fuente: Ediciones Salamandra.

Como bisnieta de Fong See, patriarca del Chinatown de Los Ángeles, Lisa See ha dedicado gran parte de su prosa a explorar las costumbres de China, siempre con una perspectiva femenina, tal y como hizo en las exitosas novelas El abanico de seda (2005) o El pabellón de las peonías (2008); en Muñecas Chinas (2015) trasladaba la acción al barrio chino de San Francisco a finales de los años treinta e introducía el componente de la etnicidad japonesa de una de sus protagonistas, a fin de explorar los problemas raciales derivados del ataque a Pearl Harbor.[1] El libro que ahora nos ocupa se ambienta en la fascinante y desconocida isla surcoreana de Jeju, un paraíso natural de origen volcánico incluido dentro del listado de las siete maravillas naturales del mundo y considerado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Imagen de la costa de la isla de Jeju. Fuente: Traveler.

Sin embargo, lo más interesante de este emplazamiento no son sus espectaculares acantilados o sus cuevas de lava, sino una fascinante tradición de mujeres buceadoras dedicadas a la pesca por inmersión en apnea: las llamadas haenyeo, palabra que se traduciría como “mujeres del mar”, y que protagonizan la novela de Lisa See. Esta costumbre con siglos de antigüedad, que se remonta al menos al siglo XVII, contribuyó a definir no solo la economía de la isla, sino también su organización social, basada en el matriarcado. Estas mujeres mantienen a día de hoy un legado transmitido de madres a hijas que, como es evidente, ha ido evolucionando especialmente en las últimas décadas. A pesar de la introducción de los trajes de neopreno, que vinieron a sustituir las tradicionales vestimentas de algodón, la técnica de inmersión se ha mantenido invariable: las haenyeo bucean hasta los veinte metros de profundidad, sumergiéndose durante periodos de tiempo que llegan hasta los tres minutos aguantando la respiración, para luego volver a la superficie emitiendo su característico sumbisori, el silbido con el que vuelven a llenar sus pulmones.

Haenyeo de la isla de Jeju con su vestimenta tradicional en una fotografía de los años sesenta. Fuente: Haenyeo Museum.

Las haenyeo se organizan en cooperativas fundamentadas en la economía sostenible y el respeto a la naturaleza, y cada una de estas agrupaciones dispone de su propio bulteok, una especie de vestuario compuesto por una hoguera rodeada de un círculo de piedras para resguardarse del frío y calentarse tras las inmersiones.

La novela de Lisa See nos permite adentrarnos en todos estos aspectos de la vida de las haenyeo, que están perfectamente documentados y relatados en detalle a lo largo de sus páginas.[2] Las protagonistas son Kim Young-sook y Han Mi-ja, dos haenyeo de orígenes muy diversos, pero que empiezan en la cooperativa a la vez y forjarán una relación de amistad a lo largo de los años. Sin embargo, al comienzo del relato, narrado en primera persona por Young-sook, descubrimos que las dos mujeres ya ancianas se han distanciado de forma irreparable. A modo de saga familiar pero focalizada en la amistad entre estas mujeres, el libro recorre los acontecimientos principales de la Historia reciente de Corea, que se entrelazan con las vivencias personales y pequeños dramas diarios de las protagonistas, a medida que experimentan la invasión japonesa, la guerra sino-japonesa, la Segunda Guerra Mundial, la Guerra de Corea, la masacre de Jeju en 1948 o la Guerra de Vietnam.

La ambientación de la novela resulta cautivadora porque, si bien los momentos históricos que relata y sirven de marco a la narración son por todos conocidos, la elección de este singular emplazamiento como es la isla de Jeju la hace novedosa y atrayente. La vida de las haenyeo, que para muchos resultará desconocida, viene detallada con un interés casi sociológico y resulta el punto fuerte de la obra, aunque a su vez puede resultar un poco arduo por la proliferación de nombres coreanos y de terminología específica. Todo ello combinado con la sencilla voz narrativa de Young-sook, que parece trasladar la simplicidad de sus orígenes en frases cortas y un lenguaje llano, relatando momentos convulsos en un tono que por momentos resulta áspero y desligado de toda emotividad.

Así pues, un entorno convulso, la complejidad emocional a lo largo de toda una vida y una narración simple se combinan en La isla de las mujeres del mar para componer un relato casi épico cuyo tema principal es la fuerza de la amistad femenina.

Imagen de las haenyeo de Jeju mostrando orgullosas su captura del día. Fuente: Tourse.

Para saber más:

  • Página web oficial de la autora.
  • Chang, Gloria, “To the Ocean Floor and Back in a Single Breath. Gloria Chang dives with the women of Jeju Island, South Korea”, en Reader’s Digest 02/08. Disponible aquí.
  • Mundy, Simon, “The sea women of Jeju”, en Financial Times Magazine, 4 de septiembre de 2015. Disponible aquí.
  • Nunes, Inés, “Haenyeo, las abuelas buceadoras de la isla de Jeju”, en Tourse, 4 de julio de 2017. Disponible aquí.
  • Video del reportaje de Simon Mundy para Financial Times. Disponible aquí.

 

Notas:

[1] Además de la diferencia en su localización geográfica, cabe mencionar que El pabellón de las peonías se ambienta en la China de los manchúes, en el siglo XVII; El abanico de seda nos transporta al siglo XIX, con la dinastía Qing; y estas últimas novelas se sitúan en los convulsos años treinta del siglo pasado.

[2] En el apartado “Para saber más” incluimos algunas de las referencias bibliográficas y audiovisuales empleadas por la propia autora para documentar su novela y que pueden encontrarse en la página web de Lisa See.

avatar Laura Martínez (137 Posts)

Licenciada en Historia del Arte por la Universidad de Zaragoza y Máster de Estudios Avanzados en Historia del Arte de la misma, con especialización en Cine. Actualmente realiza estudios de Doctorado en la Universidad de La Rioja.


Share